¿Cómo proteger los electrodomésticos de una sobrecarga de energía?

Una sobrecarga de energía se produce cuando hay un aumento repentino en la cantidad de energía de un sistema eléctrico. Esta sobrecarga, tal y como indican desde nuestra empresa de montajes eléctricos Castellón, puede afectar en gran medida a los electrodomésticos y los aparatos electrónicos de casa.

Principales medidas y recomendaciones en la vivienda

La sobrecarga eléctrica se puede producir cuando hay una subida o una bajada de tensión, ya que la instalación eléctrica de una vivienda está diseñada para funcionar con una tensión constante.

Para proteger los electrodomésticos de casa de una sobrecarga, podemos tener en cuenta una serie de recomendaciones.

En primer lugar, podemos instalar en la vivienda un regulador de tensión. Este aparato protege tanto al circuito eléctrico como a los aparatos conectados a él. Lo que hace es mantener la tensión constante, disminuyendo este si se altera demasiado.

También podemos instalar un pararrayos en el punto más alto de la vivienda. Suelen ser muy útiles en aquellas zonas propensas a las tormentas. La función del pararrayos es desviar los rayos de la instalación eléctrica de la casa.

La recomendación más habitual es no encender muchos electrodomésticos a la vez. Si nos pasamos de la potencia contratada, la compañía cortará de manera repentina el suministro, lo que puede traer complicaciones al sistema eléctrico.

Con relación a lo anterior, es muy importante comprobar la potencia contratada que tenemos en casa para saber los hábitos de consumo energético que podemos tener.

Por último, si utilizamos bombillas LED y electrodomésticos A+, reduciremos la demanda de electricidad y evitaremos las sobrecargas.